Crédito Fiscal

btn01
btn02
btn03
btn04
btn04


Capacitar, optimizar productividad y recuperar la inversión financiera

Las PyMEs gráficas pueden recuperar hasta el 100 % de la inversión que destinen a actividades de capacitación. Con los programas especialmente elaborados por GUTENBERG se accede a personal con mayores competencias, productividad optimizada y rédito financiero.

Programas para acceder a Crédito Fiscal

Existen diversos programas para acceder a créditos fiscales. Por ejemplo, los desarrollados por el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social o por el Ministerio de Industria de la Nación o a través del SEPyME. Básicamente están destinados a pequeñas y medianas empresas, las que pueden recuperar hasta el 100 % de lo que hayan invertido en actividades de capacitación.

A través de los programas de GUTENBERG, una PyME gráfica puede duplicar utilidades. Al beneficio financiero que significa el retorno de una inversión realizada, se le suma la ganancia de contar con personal con mayores competencias que aumentará la productividad y la calidad de los resultados finales. A lo cual se puede añadir que operarios eficientes cuidan mejor las maquinarias, ahorran insumos y contribuyen a la seguridad y la higiene del ámbito laboral. Asimismo, cabe pensar que el clima laboral se enriquecerá puesto que es lógico imaginar la satisfacción que sentirá cada miembro del personal que, habiendo tomado el curso, recibe un certificado avalado por GUTENBERG por las nuevas aptitudes adquiridas.

Dirigiéndose directamente a GUTENBERG, una PyME puede solicitar un proyecto para capacitar dentro de su edificio. Ese programa de capacitación se construirá evaluando la situación y las necesidades a fin de dar soluciones a la problemática particular. Los cursos que se propondrán pueden cubrir integralmente todas las áreas de la empresa, es decir, la administrativa, la comercial y la productiva. Se dictarán con un cronograma flexible acordado con la propia empresa, o sea sin trastornar el ritmo de trabajo y sin cupos, ya que se desarrollan en función de los objetivos determinados y acordados.

Concretar un plan de capacitación de esas características es una verdadera ventaja comparativa para competir y crecer. A esa ganancia hay que sumarle el lucro que significa la devolución de lo invertido en certificados para saldar obligaciones fiscales. Y se podría hablar también de una triplicación de las utilidades. Porque aprovechando la experiencia y la solvencia de los programas de GUTENBERG se apoya a la institución para que siga expandiendo su misión de formar personal de alta competencia para las empresas de la industria gráfica nacional.