03 | Noviembre | 2016

Seguridad e higiene industrial en la producción gráfica

En la formación integral de un profesional de la industria gráfica, para GUTENBERG es una prioridad tomar conciencia de aspectos de la producción centrados en el cuidado y la protección de las personas que se desempeñan en una planta industrial.

 


Una producción gráfica eficiente y optimizada debe privilegiar, igual o más que la modernización tecnológica, el cuidado y la protección de los planteles que trabajan en la planta industrial. Cursando el 3er. año de Producción Gráfica, Alejandro Olivieri, revisa las pautas sobre Seguridad e Higiene Industrial que GUTENBERG le ha transmitido, subrayando la importancia de aprender a reconocer los riesgos, y otras variables en el ambiente de trabajo:

Lo primero que tenemos que hacer, antes de hablar de riesgos en el ambiente laboral, es saber diferenciar lo que es peligro, incidente, accidente y riesgo.

Peligro: El peligro es inherente a la tarea que se esté realizando, esto quiere decir que toda máquina o proceso tiene cierto nivel de peligrosidad, está en su naturaleza, y no puede eliminarse, pero si podemos reducir el riesgo de sufrir un accidente.

Riesgo: El riesgo es una situación que tiene el potencial (la posibilidad) de evolucionar hasta un accidente.

Accidente: Es un acontecimiento que ocurre de golpe y nos toma totalmente por sorpresa.

Incidente: Es un accidente que puede ocurrir en cualquier momento (accidente en estado latente). Por ejemplo: Una persona estuvo a punto de caer, pero finalmente no sucedió.

En higiene y seguridad industrial se habla del IPER (Identificación de peligros y evaluación de riesgos). Es un procedimiento mediante el cual podemos identificar los peligros y evaluar los riesgos.


Identificar los peligros:

¿Existe una fuente de daño en el ambiente de trabajo?

¿Qué puede ser dañado?

¿De qué manera pude ocurrir ese daño?

Evaluar los riesgos (medirlos):

Al evaluar los riesgos, obtenemos la información necesaria para llevar adelante acciones preventivas y saber qué tipo de acciones tenemos que tomar para evitar accidentes.

Es muy importante también tener en cuenta la severidad del daño, o sea las consecuencias que puede traer para la salud ese daño, que van desde poco dañinas hasta muy dañinas.


Algunos ejemplos de severidad del daño:


Muy poco dañino:

Cortes superficiales, dolor de cabeza, ojos irritados.

Dañino:

Quemaduras, sordera, asma, fracturas menores.

Muy dañinos:

Amputaciones, intoxicaciones, lesiones múltiples, lesiones mortales.

Ya sabemos qué niveles de severidad tiene un daño, ahora hay que establecer la probabilidad de que ocurra.

Probabilidad alta: El daño va a producirse siempre o casi siempre.

Probabilidad media: El daño va a producirse algunas veces.

Probabilidad baja: El daño se va a producir muy rara vez.

Otra de las cosas que hay que hacer es calcular el nivel de riesgo y en base al resultado nos va a dar una idea de que acciones preventivas hay que tomar para evitar que se produzcan daños.


Nivel de riesgo:

Severidad x probabilidad = Nivel de riesgo.

El nivel de riesgo se clasifica en:

Trivial: En este caso no se necesitan tomar acciones preventivas.

Tolerable: No se necesitan mejorar las acciones preventivas, pero hay que buscar soluciones más rentables para que no sean una carga económica para la empresa.

Moderado: Hay que hacer un esfuerzo para reducir los riesgos, haciendo las inversiones necesarias. (Las inversiones justas, ni más ni menos).

Importante: El trabajo no puede empezarse hasta que se haya reducido el riesgo, en este caso se tienen que hacer inversiones importantes de dinero para reducir el riesgo.

Intolerable: El trabajo no puede comenzar hasta que se reduzca el riesgo. Si no puede reducirse ni siquiera con una inversión muy grande, el trabajo debe prohibirse.


ENFERMEDADES PROFESIONALES:

La higiene industrial también trata de evitar las llamadas enfermedades profesionales. Estas enfermedades se producen por exponernos a condiciones de trabajo insalubres durante mucho tiempo (es una enfermedad a largo plazo) y afecta tanto a nuestro cuerpo como nuestra mente.


Estas enfermedades se producen por ruidos, vibraciones, temperatura del lugar de trabajo, estrés, mala iluminación, posturas repetitivas e incomodas, inhalación de gases, productos malos para la salud, etc.


Una de las tantas causas por las que se produce la enfermedad profesional es el ruido, pero antes de saber qué es el ruido hay que saber qué es el sonido:

Sonido: Es una vibración acústica que se transmite a través del aire, o a través de un sólido y cuando llega a las terminaciones nerviosas del oído produce una sensación agradable y armoniosa.

Ruido: El ruido es un sonido desagradable, y desarticulado de alta intensidad.

Al exponerse a niveles de ruido muy altos durante mucho tiempo, las terminales nerviosas del oído terminan dañándose y produciendo una sordera parcial o total.

Para prevenir lesiones por la  exposición a ruidos prolongados, es necesario proveer al empleado de equipos de protección personal (EPP)  que absorban los decibeles (la intensidad del ruido), hacer un mantenimiento periódico de las maquinas, colocar materiales absorbentes de ondas sonoras para reducir el ruido que viaja por el aire , organizar el trabajo de otra manera, colocarle aislantes o amortiguamiento a las máquinas para reducir el ruido que viaja por los sólidos como vibraciones, ya que el ruido que viaja en forma de vibraciones afecta al cuerpo produciendo calcificación de los discos vertebrales, problemas en los nervios de la muñeca y articulaciones. Todo esto en un periodo de tiempo muy largo se lo llama, accidente a largo plazo.

Temperatura (los mecanismos que protegen a nuestro cuerpo del calor y del frio)

Nuestro cuerpo tiene mecanismos para mantener la temperatura interna del cuerpo en niveles normales, se lo llama homotermia, son los mecanismos que mantienen constante la temperatura interna del cuerpo, aunque varíen las condiciones exteriores. Estos mecanismos son necesarios para mantener el bienestar y la salud del cuerpo.

Algunos de estos mecanismos son:

Convección: El calor de la piel es cedido al ambiente, cuando la temperatura del exterior es más baja.

Radiación: Cuando el cuerpo irradia calor hacia las superficies del entorno.

Vasoconstricción: Es cuando la sangre se vuelve más densa para reducir la perdida de calor, los vasos sanguíneos se contraen.

Los músculos: Al bajar la temperatura, estos comienzan a temblar, se “chocan” para generar calor.

Conducción: Cuando la piel entra en contacto con algún objeto y le transfiere su calor por diferencia de temperaturas.

La circulación nos protege de los cambios de temperatura, si hace calor el corazón bombea más sangre del interior del cuerpo hacia la piel y la sangre baja su temperatura ya que transfiere su temperatura a la piel, luego mediante la transpiración la piel transfiere el calor al ambiente. Si hace frio el cuerpo transfiere el calor a los órganos más vitales del cuerpo.

A diferencia de lo que pasa con otras enfermedades como el ruido y las vibraciones, la enfermedad por calor afecta a todo el cuerpo.


El calor produce efectos agudos y crónicos en el cuerpo.

Efectos agudos del calor: Deshidratación, insolación, golpe de calor, calambres por calor, trastornos cardiovasculares.

Efectos crónicos del calor: Trastornos urinarios, trastornos oculares, trastornos de la piel, envejecimiento precoz.

Daños a la salud por frio: Congelamiento, Quemaduras por frio, falta de atención, pérdida de miembros (en los casos más graves).

Para prevenir todos estos problemas, hay que acondicionar el ambiente de trabajo, darles a los empleados ropa protectora, hacer rotaciones de tareas, colocar ventilación general y localizada, o hidratarse cada 20 minutos si se está trabajando en un ambiente con muy alta temperatura.

Estrés: Otro de los trastornos que se producen en el ambiente laboral es un estado de cansancio mental que ocurre cuando nos exigen o nos exigimos un rendimiento muy superior al que podemos resistir, ya que no todas las personas pueden rendir al mismo nivel.

Hay que eliminar o reducir las causas que provocan el estrés, si no se puede eliminar del todo hay que tomar medidas que ayuden a las personas a manejar el estrés, facilitar programas de asistencia a los empleados, tanto grupales como individuales. Se tienen que mantener al mínimo las condiciones insalubres y peligrosas.

El estrés puede ser provocado como, por ejemplo, problemas personales ajenos o no al lugar de trabajo, problemas económicos, problemas familiares, pero que hacen que la persona esté propensa a sufrir un accidente y eso es algo que hay que reducir al mínimo.


Un programa de intervención contra el estrés debe ser elaborado de la siguiente manera:

Planificación preventiva: Reducir o evitar el estrés

Diagnosticar qué cosa o situación produce el estrés y qué niveles de estrés provoca.

Evaluar que los programas para combatir el estrés funcionen y progresen.

El objetivo que busca el programa de intervención contra el estrés es reducir la insalubridad y la peligrosidad al mínimo en el ambiente de trabajo.

Ergonomía

La ergonomía, busca que los tres elementos que intervienen en la producción hombres, máquinas y materiales, junto con el puesto de trabajo y el ambiente de trabajo, reúnan las características necesarias para evitar accidentes o lesiones.

La ergonomía, busca aumentar la comodidad, satisfacción, y seguridad del empleado, con esto se logra aumentar la producción.


La ergonomía se divide en:

Ergonomía del puesto de trabajo: Se centra en el diseño de un sistema de trabajo en concreto (especifico), en el que interactúan elementos no humanos con un trabajador.

Ergonomía de sistemas: Diseña o rediseña el sistema global de trabajo, incluye los elementos humanos y no humanos que se relacionan entre sí.

Ergonomía preventiva: Diseña puestos de trabajo desde cero.

Ergonomía correctora: Trabaja sobre sistemas de trabajo que ya existen, los corrige y los mejora.

Ergonomía geométrica: Estudia cual es la mejor posición y postura, para realizar un determinado trabajo.

Confort cinético: busca una relación óptima entre el movimiento muscular, y los requerimientos de la tarea. (Con esto se evita posibles lesiones y también que la persona no sufra un cansancio excesivo).


Ergonomía de seguridad

La ergonomía, en este caso, se preocupa por diseñar maquinas, sistemas de presentación de la información, (carteles, etiquetas) y elementos de control para evitar al máximo posible un mal uso de la herramienta (errores humanos), como resultado de un mal diseño de la máquina.

Ergonomía ambiental:

Estudia cómo los factores ambientales (humedad, temperatura, etc.) afectan al trabajador.

Ergonomía temporal:

Estudia los tiempos de trabajo, incluye turnos, horarios, pausas y ritmos.

Problemas ergonómicos:

Repetición: Cuando estamos usando un solo grupo de músculos todo el día - por ejemplo –  una persona aserrando piezas durante 8 horas, los músculos del brazo y la muñeca pueden sufrir lesiones a mediano o largo plazo.

Fuerza excesiva: Cuando el trabajador debe estar haciendo mucha fuerza continuamente.

Posturas incomodas: Cuando el trabajo nos obliga a tomar malas posturas. (Ej.,  agacharse o estirarse demasiado).

Tensión mecánica: Cuando se tiene que empujar, o golpear una herramienta continuamente.

Vibraciones: Cuando se usan herramientas vibratorias, sobre todo en lugares fríos (puede producir fisuras o fracturas en los huesos a largo plazo).

Hay que recordar que, si solucionamos los problemas ergonómicos, aumentamos la producción.