10 | Mayo | 2016

¿Qué sabemos sobre los sistemas de curado UV?

Desde su aparición el curado UV ha sido un ennoblecimiento empleado en los diferentes procesos de impresión aportando múltiples ventajas y que ha ido superando aspectos negativos que surgían en las primeras etapas de su aplicación.

 


En esta oportunidad, el asesor técnico de GUTENBERG, Daniel Gallo, nos introducirá en un tema usualmente presente en las plantas gráficas: la evolución de los sistemas de curado UV para tintas y barnices.

En este primer abordaje, Daniel nos transmite lo siguiente:

Hace años que comenzaron a emplearse sistemas de curado UV para ciertas aplicaciones de impresión, tanto para offset como para otros sistemas de impresión.

Las ventajas fueron evidentes desde el principio, fundamentalmente para la impresión de materiales no absorbentes dada la capacidad de secado casi instantáneo de las tintas y barnices.

En los sistemas de banda angosta, resultaba indispensable esta característica para aplicar todos los procesos de terminación en línea usuales en la producción de etiquetas autoadhesivas - como troquelado y  stamping entre otros -  y, además, para obtener correctas sobreimpresiones de las tintas empleadas. Cabe agregar que mucha de esta producción se realiza con sistemas combinados de impresión, con aplicación en serigrafía rotativa, de películas de tinta importantes, combinadas con impresión offset, letterpress y flexografía.

También se convirtió en la aplicación casi exclusiva para la impresión de hojalata en offset húmedo, donde reemplazó el uso de tintas sintéticas y los sistemas de secado por calor que implicaban grandes instalaciones de hornos calentados por gas con los costos derivados de energía y mantenimiento.

Tanto las tintas como los barnices o lacas UV tienen como una de sus características principales la ausencia de solventes de cualquier tipo. Son 100% sólidos por lo que no hay diferencia entre el peso de la película húmeda y la seca.

Esta propiedad, sumada a la velocidad de secado, hace que sea posible aplicar películas de 5-6 gramos/m², por lo que la aplicación de lacas UV se convirtió en un estándar para tapas de publicaciones y determinados envases.

La impresión de materiales plásticos en offset también encontró una solución en esta tecnología, reemplazando con enorme ventaja el uso de tintas oxidativas que requerían una impresión sumamente lenta, separando las hojas en pilas de muy escasa altura y con tiempos de espera prolongados para sobreimprimir tintas y terminar los trabajos.

Estos primeros sistemas de curado UV se basaban en la emisión de luz ultravioleta de lámparas fluorescentes de mercurio o mercurio-xenón.

Una lámpara UV consiste en un bulbo o tubo de cristal de cuarzo relleno de gas y metales tales como, con dos electrodos en los extremos, que al recibir electricidad forman un arco eléctrico entre ellos.

El aumento de la temperatura y la presión de dicho gas inducen un cambio en los niveles de energía a nivel atómico y produce la emisión de luz.

La distribución espectral es diferente para cada tipo de gas y los metales presentes en el interior del tubo (Mercurio, Hierro, Galio, Plomo, Talio, Bismuto, etc.) según el tipo de aplicación requerida.


Como aspectos negativos de esta “primera generación” aparecen:

- El elevado consumo de energía, la generación de calor (las lámparas UV también emiten radiación infrarroja)

En muchos casos se requería de sistemas de enfriamiento complejos, como circulación de agua en los cobertores de las lámparas conectados a intercambiadores de calor externos

- Peligros para la salud si no se cuenta con una correcta aislación de las radiaciones.

La radiación UV produce lesiones en la piel y en los ojo.

- Una generación importante de ozono.

El ozono no es otra cosa que oxígeno pero en forma de una molécula inestable de tres átomos, a diferencia de la molécula estable de dos átomos que está presente en el aire.

Esta molécula tiene tendencia a estabilizarse liberando un átomo que se recombina con facilidad con cualquier elemento y tiene un efecto oxidante muy fuerte.

En concentraciones importantes es peligroso para la salud y es indispensable instalar sistemas de extracción en el ámbito de trabajo.


Fuentes de información:

http://www.printing.org/intertechentry/9827

http://www.komori.com/contents_com/product/h_uv/


En plazo breve Daniel se compromete a describir las nuevas tecnologías de UV, LED y H UV.